3 de septiembre de 2008

DOÑA PERFECTA

Eres doña perfecta. Tienes una privilegiada memoria, que sólo te sirve para repetir una y otra vez estúpidos momentos de tu estúpida vida.
Vas a la peluquería todas las semanas, al gimnasio todos los días y te retocas el maquillaje a todas horas, lo que te sirve para tapar tus impurezas, para presumir de apariencia y para ocultar tu edad.
Vas a misa todos los domingos y fiestas de guardar, lo que te sirve para autoconvencerte de tu falsa bondad y de que gozas del falso reconocimiento de los demás.
No escuchas a nadie de los que tienes a tu alrededor, porque sólo reconoces tu propia voz.
Celebras tus éxitos a voz en grito, pero nunca felicitas a los demás por los suyos.
Restas importancia a tus fracasos, mientras dejas al descubierto los de los demás.
Si tengo una herida, la tuya es mayor; si siento nostalgia, tú sientes el doble, y si compro barato, tú llegaste antes a la mejor oferta.
Tu marido te quiere más, tus hijos son más inteligentes, tu trabajo es insuperable y vives en un idílico país.
Eres doña perfecta. O eso te crees.

40 despertares:

Mary dijo...

¡¡POTENTE POST LIGIA¡¡

YO NO SOY PERFECTA NI LO QUIERO SER SOY SOLAMENTE YO Y MIS CIRCUSTANCIAS.

BESOS MI QUERIDA.

La Pluma Anónima dijo...

MMMM, este post puesto justo en este momento de regreso al trabajo...no se...me da que pensar...

Mucho ánimo y que todo te resbale.

Mil besos. Te quiero.

Ana dijo...

Buen retrato de aquellos que se erigen en perfectos, divinos, superiores a los demás.
Cuanto más perfectos se creen más mediocres son.

Me ha encantado la entrada Ligia, un sacudir conciencias y descubrir falsos espejos. Enhorabuena. Algo similar estaba yo esbozando para mi diario.

Es un placer leerte. Te dejo mis besos ilusos, con todo mi cariño.

JESUS y ENCARNA dijo...

Ni se te ocurra presentármela!!! ya tengo yo en mi vida alguna de esas...
Petonets
Encarna

Anónimo dijo...

Te felicito...........yo conozco a algunos/as de esos............., aún cuando yo nos denomino "Ratitos/as presumidas"...............son..........
Y pasan los años y siguen, erre que erre.........como decía una amiga mia muy lista, "abusan de la prudencia de los demás"
Besotes

Ricardo Tribin dijo...

Ligia , magnifico post acerca del prefeccionismo.

Buena esa..

Mamarracho dijo...

La perfeccion no existe! sabelo!!! y es bueno este tipo de post, haciendo catarsis, sacando todo lo de adentro!!! mil besos!

Isabel dijo...

Qué pena... sólo cabe compadecerse de alguien tan desgraciado. Besos.

RAQUEL dijo...

Hola Ligia, paso a saludarte, y a leer lo que escribes que me encantan, muy buena tu reflexión.
Nadie es perfecto, pero el que si se lo cree, está usando una máscara,para tapr la realidad, fingiendo ser lo que no es.
Besos.

mosqueteras dijo...

hola tienes una cosita en nuestro blog

Mengana dijo...

No soy la única a la que le molesta. Has dicho lo que también opino en el instante. Apariencias apariencias... la gente definitivamente no cambia ni en mil años!

Trini dijo...

..."Dime de que presumes y te diré de que careces"...

Más que doña perfecta, yo a un ser así lo llamaría doña mema...
Que mujer tan infeliz esta que describes, que vacía vida.

Un abrazo Ligia querida. Sabes? para casos así tengo una receta que me pasó mi madre: INDIFERENCIA.

Trini dijo...

..."Dime de que presumes y te diré de que careces"...

Más que doña perfecta, yo a un ser así lo llamaría doña mema...
Que mujer tan infeliz esta que describes, que vacía vida.

Un abrazo Ligia querida. Sabes? para casos así tengo una receta que me pasó mi madre: INDIFERENCIA.

Verónica dijo...

HOla Ligia!! Ya tenía ganas de pasarme por aquí... sobre todo porque te lo debo, después de tus insistentes visitas al mío y yo sin actualizar... soy un caso.. en fin.
Tu post me ha producido dos sentimientos diferentes: risa, porque estas personas tan perfectas me hacen gracia. Y es que, el que aparenta, poco ostenta; pero también me ha producito pena, porque conozco gente así, que vive en su mundo, y que no piensa en los demás. Es tan difícil? Yo creo que no. Solo hace falta dedicar más tiempo a mirar alrededor en vez de estar todo el rato mirándose el propio ombligo.

Tu viaje, fantástico. Está pendiente en mi lista de viajes. La pena es que, a este paso, cuando yo pueda ir, el calentamiento global habrá acabado con la belleza que les caracteriza,el hielo y la nieve. Ojalá nuestros gobiernos se lo tomen más en serio.

Un beso, cuídate.
Pasaré por aquí más veces, te lo prometo. Además, me apetece.

Nerim dijo...

Yo conozco a una que le puse de apodo "la perfecta casada", porque todo lo de ella, su marido, sus hijas, su casa, era la perfección personificada.
La triste realidad: todo pura fachada.

Un post sensacional.

Un fuerte abrazo

LUCERO dijo...

hola ligia, despues de mis vacaciones y vuelta a la monotonia de los dias aqui estoy de nuevo y como siempre leyendote.

doña perfecta? hay tantas asi...
personas vacias en espiritu y vondad.

besos

javier dijo...

Ese tipo de persona que reflejas en tu relato, debe ser alguien de Gran Hermano, ex aqui hay tomate, ¿donde estás corazon, etc.
Saludos.

Dama del olvido dijo...

A LOS CLAVOS QUE DESTACAN SE LES DA UN MARTILLAZO PAR QUE ESTÉN EN SU LUGAR, O SE LES ARRANCA DE LA PUERTA.

Hay mucha gente de esa, pero tiempo al tiempo,a todos nos ponen en nuesto lugar. Lo que me da miedo es donde me pondrá el tiempo a mí.

De momento aqui soy unica, nadie podria regalarte tantos dulces de azucar para endulzarte el día.

Toma te doy uno! AH! y ten en cuenta que DOÑA PERFECTA, no tiene mis dulces! ;)

Leodegundia dijo...

:-) Esto suena a desahogo y no me extrañaría porque más o menos todos tenemos una "doña perfecta" cerca y resulta imposible que en un momento determinado no se explote.
Las personas que actúan así ¿no se darán cuenta de que ho existe nadie perfecto?.
Un abrazo y que tengas un buen fin de semana.

José María dijo...

La perfección no existe y quien se cre perfecto es un soberano idiota. Creo que ese pseudo-perfeccionismo es una mezcla de orgullo incontrolado y envidia. Un cóctel nada deseable, al menos para mí.
Un abrazo

El Secretario dijo...

Hola Ligia.


A veces, casi siempre, esas actitudes se adoptan precisamente para encubrir los propios defectos.

O para llamar la atención, ya que no se tienen virtudes en las que se puedan fijar los demás: se grita, se mueven los brazos, se adorna todo, se palabrea, se pavonea, se alardea, se...


Triste realidad la de esas personas. Más bien me dan lástima.



Abrazo (casi) perfecto.


P.S.: Las fotos vacacionales, guapas.

Graciela dijo...

Uhhhhhh Doñas perfectas conozco unas cuantas, me agrada este post, amiga..original jaj, Te abrazo con mucho cariño, y feliz finde

N ú r i @ dijo...

Yo también conozco a unas cuantas doñas perfectas, de hecho a veces, cuando cometo el error de parecerme a alguna de ellas, rápidamente me doy cuenta de ello y rectifico. Díselo claramente, quizás sea fruto de alguna insatisfacción personal ó complejo. Afortunadamente sabemos reconocerlas y poner barreras para que no nos afecten. Respira hondo y cuenta hasta 10 amiga. Besitos.

KAMELUCHA--MELA dijo...

jajajja me rio ,,como me has hecho rerirr,,siii,,
tengo una amiga que quiero muchiisimo ,,que si,,es asii,,,a raja tabla,,si señora,,
pero yo,,,no mi niñaa,,que va..
me molesta ir a la peluqueria ufff horrores,,jaja ejercicio lo hago yo cuando tengo ganitas,,jjajajj
y mis niños ya ves,,,en lo que andan,,si hubieran sido muy muy inteligente,,,no estaria en el paro,,,pero buenoo
hay que seguir,que animar,,y empujarles palantee,,,
no hay que parar,,si no el mundo se los comee,,,sobre todo a ustedes los jovenes,,,,
besitos grandesss,,,

María Teresa dijo...

Yo conozco a una ¡pobrecilla! es tan insoportable como un "pelotilla"(dícese del que hace la pelota).Un abrazo.

María del Carmen dijo...

la perfección en la humanidad no existe, y es inútil intentar llegar a ello, solo se es , es uno mismo con su circunstancia y su sr....

le felicito por tal post.

invitoa retirar lso 12 premiso que he dejado en

www.walktohoriozn.blogspot.com

puede retirar todos o los que prefiera ,ello queda a su entender.

e invitoa tomar tés deflores, a un masaje del cielo, a ller un relato, a mi galeria de arte explicativo en msi otros blogs.

le felicito y dejo mi paz mary carmen

ESPEJO DE MI ALMA dijo...

MMMMMMM que difícil ser la doña....a veces las personas se escudan bajo una apariencia cuando en realidad no son lo que demuestran son mas débiles que muchos por que caresen de lo mejor y lo mas esencial la sensibilidad y el don de amar y compartir solo se escudan en sus excusas hirientes...te dejo besos y mil gracias por tu visita...

Alejandro dijo...

Perfecta descripción, sobras los comentarios. Un beso

√ Lolylla √ dijo...

Las apariencias siempre engañan y la perfeccion no exite

un saludo!

alkerme dijo...

Doña Perfecta tiene un problema y lo sabe.

Un beso

Astrágalo dijo...

No solamente hay Doñas Perfectas, tambien hay hombres que se creen perfecto en su vida y creen que todo lo tienen controlado y perfecto,"Decir que el caballero es una persona que nunca hace daño, equivale casi a definirlo. Esta descripción, además de ser refinada, es, hasta cierto punto, precisa. Su tarea principal consiste en eliminar los obstáculos que se oponen a la libre actividad de aquellos que lo rodean. Más que tomar la iniciativa por cuenta propia, es una ayuda para la acción propia de los demás. Su ayuda se podría comparar a la de aquellas cosas que se denominan comodidades o facilidades para las disposiciones de naturaleza personal: algo así como una butaca o un buen fuego, que tienen su papel a la hora de superar el frío o el cansancio, aunque la naturaleza proporcione, también sin ellos, tanto medios para descansar como calor animal. De manera análoga, el verdadero caballero evita todo aquello que podría causar perturbación o inquietud en el ánimo de aquellos con los que le ha tocado compartir la suerte; evita siempre los conflictos de opiniones o de sentimientos, las reservas, las desconfianzas, los comentarios negativos o amargos, el resentimiento. Su gran tarea es hacer que cada uno se encuentre a gusto, como en su casa. No olvida nunca la condición de cada uno, y así es amable con el tímido, gentil con el distante y comprensivo con el que podría parecer ridículo. Sabe siempre con quien está hablando, evita hacer alusiones fuera de lugar, o esgrimir argumentos "ad hominem" o que pudieran resultar molestos. Rara vez es él mismo el tema de conversación, y nunca se hace pesado. Da poca importancia a los favores que hace y, aunque da, parece más bien recibir. No habla de sí mismo salvo cuando se ve forzado a ello, no se defiende nunca de las acusaciones recurriendo a retorcer sin más lo que le han dicho, no presta atención a las calumnias o a los chismes, es escrupuloso a la hora de atribuir malas intenciones a aquellos que se le oponen, e interpreta todo por su lado más positivo. En la discusión no es nunca mezquino, ni se toma jamás ventajas desleales. No confunde nunca las críticas malévolas o las frases hirientes con auténticas argumentaciones, y no insinúa nunca lo que no es capaz de decir abiertamente. Con una prudente amplitud de miras, observa la máxima de sabio clásico, de que deberíamos comportarnos siempre respecto de nuestros adversarios como si un día hubieran de llegar a ser nuestros amigos. Tiene demasiado buen sentido como para sentirse ofendido por insultos, está demasiado ocupado para recordar los errores, y tiene demasiada mansedumbre como para guardar rencor. Es paciente, tolerante y resignado en base a principios filosóficos: se somete al dolor porque es inevitable, al duelo porque no se puede remediar, y a la muerte porque tal es su destino. Si se ve implicado en cualquier tipo de polémica, su mente disciplinada lo salva de la grosera descortesía de mentes quizá mejores, pero menos educadas las cuales, como cuchillos romos, rompen y desgarran en vez de cortar limpio, no captan el meollo de la cuestión, dispersan las propias energías en cuestiones accidentales, no se hacen cargo de las razones del adversario y acaban dejando la cuestión más confusa de lo que la encontraron. Sus razones pueden ser acertadas o equivocadas, pero tiene las ideas demasiado claras para ser injusto. Es al mismo tiempo sencillo y enérgico, conciso y decidido. Es difícil encontrar en otro lugar tanta imparcialidad, respeto e indulgencia porque verdaderamente se pone en el lugar de su adversario y procura dar cuenta de sus errores desde dentro. Conoce tanto la fuerza como la debilidad de la razón humana, el campo que le es propio y los límites de este campo. Si no tiene fe, será demasiado profundo y de mentalidad demasiado amplia como para pretender ridiculizar la religión o actuar en contra de ella. Es demasiado sabio como para ser dogmático o fanático de su incredulidad. Respeta la piedad y la devoción. Incluso contribuye a sostener instituciones en las que no cree porque las considera venerables, hermosas, o beneficiosas. Honra a los ministros de la religión y, cortésmente, se limita a no aceptar sus misterios, sin atacarlos o denunciarlos. Es amigo de la tolerancia religiosa, y esto no sólo porque su filosofía le ha enseñado a mirar con mirada imparcial todas las forma de fe, sino también por esa especie de delicadeza gentil en los sentimientos, que es propia de la civilización.

Un besito astragalin.

Ligia dijo...

Gracias a todos por sus comentarios. Como dice Leo, esto es una especie de desahogo, que siempre viene bien. Bienvenidos Nuria y Astrágalo. Me daré una vuelta por sus blogs.
Abrazos para todos.

Alejandro dijo...

Esta foto muy adecuada

mosqueteras dijo...

ufff doña perfecta jaja anda que mi padre me dice eso pocas veces jaja
pero en verdad creo que no hay nadie perfecto solos los ojos con los que te ven

un beso
mosquetera mari

•°¤*(¯`° (Bett) °´¯)*¤°• dijo...

Animos guapa!....que estas cosas no te afecten lo importante es que vos sabes de tu esfuerzo, de cuanto vales y cuales son tus principios.

=)

Abrazos y besos por montones!

bardinda dijo...

Pero existe la perfección? Que iban a hacer todas esas personas que creen serlo sino existieramos los imperfectos?
Un abrazo

josé dijo...

La descarga vale, cómo que no, pero a veces, estas molestias mundanas que al fin de cuentas no representan más que una mosca bajo la suela de tu zapato, te restan las energías que te serían mejores en otro sitio. Que hay de tales personas nadie podría negarlo y a poco sales a la vereda te topas con una de ellas. Son insoportables y mucho más cuando ponen de molinillo la resonancia de sus críos, defecto que es mejor curarlo en vida. En fin, de todos lados se aprende pero de estos ni lo blanco del ojo, ja. UN abrazo amiga Ligia.

M. Jose dijo...

Es cierto lo que dice José, no hay nada más molesto que cuando estás contando algo, lo suyo es más y a penas sales a la calle hay una que hace que te entres ganas de volverte para otro lado porque son insoportables. No hay manera de mantener una conversación coherente con ellas!!!
He disfrutado leyendote, y me alegro de haberte encontrado...
Un abrazo
MJ

Espectadora dijo...

Yo también conozco unas cuantas. Pero no me merecen especial atención, son mediocres, vacías y además personas llenas de inseguridades y complejos. Totalmente impersonales.
Besicos y abrazos niña!

Anónimo dijo...

Maravillossssso, sublime, extraordinario, sencillamente buenissssimo este post. Mi deseo, como el de la pluma anónima, es que todo esto debería resbalarte. También comulgo con José en todo lo que dice, creo que deberías gastar esa energía en otra cosa...pero al fin y a la postre, te entiendo perfectamente, creo saber cuanto habrás "sufrido por dentro". Entre tú y yo...ahora que ella no nos oye, esa clase de personas es insoportable a todas luces y ante los ojos de los demás.
Ahhh, creo que conoces a un loro llamado Simón, que repite incansablemente todo lo que oye, ¿verdad?. Pues eso...que ya me entiendes...

 
Copyright (c) 2010 DESPERTARES. Design by WPThemes Expert

Blogger Templates and RegistryBooster.